¿Minusvalía, problema? NUNCA

La minusvalía y no discapacidad ( término discordante a su condición),  a lo largo de la evolución, siempre ha sufrido contratiempos en su progresión y en su cotidianidad. Sin querer privar a nadie de nada, por la parte que nos toca, Savia facilita, a través de su fabricante,  una serie de juegos adaptados para el disfrute de todos.

Principalmente es un servicio destinado a las entidades públicas, para que hagan hincapié  en su posicionamiento, pues los espacios públicos carecen de instalaciones aptas para el confort de todos. Las entidades públicas son las que mayormente tienen que promover estos servicios, pues tienen que tener en cuenta los intereses de la sociedad sin “discriminar” involuntariamente. No se trata de diseñar un parque exclusivo para gente con alguna minusvalía (pues no hay que separar sino integrar), se trata de incorporar elementos para que todos puedan jugar y divertirse.

Para ello, Savia facilita elementos para niños con necesidad de estimulación, con visibilidad reducida… Elementos a ras de suelo para todos, elementos con acceso para personas en silla de ruedas… Savia intenta fomentar, en la medida de lo posible y de la mejor manera, el bienestar a todos.

 

Comments 0

Add Comment

3 − 3 =